Gobierno colombiano excluye y/o veta mi libro en el exterior

    Es bien sabido que quienes decidimos luchar contra las injusticias, denunciar lo que pocos se atreven, hacer uso de nuestros derechos a la «Libertad de expresión», «Participación ciudadana» e «Información» entre otros, a esos que muchos nos llaman «líderes sociales», estamos expuestos a las represarias por parte de los denunciados, especialmente por un Estado que busca a toda costa lavar su imagen a nivel internacional, ocultando la realidad interna que vive nuestro pueblo, al igual que la verdad investigada sobre la temática migratoria en nuestro país, y muy especialmente lo relacionado con los colombianos en el exterior y la población retornada.

    Aún conociendo lo anterior, no imagine que ese resentimiento y deseo de acallar las voces que se atreven a gritar las injusticias y los malos manejos estatales con las políticas públicas, fuera a ocasionar el veto y censura del libro que escribí junto con Lucy Torres «Gestión Migratoria Inexistente», de la colección «Colombianos Invisibles», en la «80ª Feria del Libro en la ciudad de Madrid – España», a celebrarse entre el 10 y 26 de septiembre del presente 2021, en donde Colombia es el País invitado de honor, como al parecer ha sucedido en la historia que seguídamente les contaré:

    «Gestión Migratoria Inexistente» de la colección «Colombianos Invisibles», es un libro que trata todo lo relacionado a la «Política Pública Migratoria Colombiana», con especial énfasis en el antes, el ahora y el mañana de los colombianos residentes fuera de nuestras fronteras, y de quienes regresan. Diez años de investigación plasmada en 174 páginas que narra el abandono socio-político en que el Estado colombiano ha tenido a sus connacionales que por diferentes razones, incuyendo las llevadas por el conflicto armado interno que el propio Sistema político se encargó de generar, han tenido que salir del país. Sin embargo esta obra no solo critica y denuncia esos malos manejos, sino que presenta importantes propuestas para la construcción de una verdadera política migratoria con equidad y justicia para todos.  Propuestas que a pesar de haber sido planteadas al Congreso de la República colombiano para que fueran incorporadas en la recien aprobada Ley 2136 del 04 de Agosto de 2021 «Por medio de la cual se establecen las definiciones, principios y lineamientos para la reglamentación y orientación de la Política Integral Migratoria del Estado colombiano  – PIM, y se dictan otras disposiciones», se hizo caso omiso a ello, a pesar de que la mayoría no revestían gasto público, sino algo de reorganización de algunas entidades gubernamentales, y voluntad política.

    Interesante: «Nueva Ley Migratoria Colombiana: Objetivos (1ª. parte)»

    Por obvias razones, al tratar sobre una «Política pública» como es en este caso la Migratoria, tuvimos que incluir en «Gestión Migratoria Inexistente» a algunos entes estatales como responsables directos e indirectos del mal manejo que se le ha dado a esta desde todos los tiempos, en especial al Ministerio de Relaciones Exteriores, quien constitucionalmente es el directo creador, ejecutor y vigilante de la misma, en representación del Estado colombiano.

    Desde su lanzamiento, «Gestión Migratoria Inexistente» primer libro de la colección «Colombianos Invisibles» ha tenido una importante acogida ciudadana, de la Academia, e incluso del gremio privado, más no así de las entidades gubernamentales, quienes nunca han visto con buenos ojos las investigaciones, denuncias, críticas, gestiones y propuestas que hemos publicado desde la creación de la plataforma «Colombianos en el exterior y retornados – COLEXRET», a través de esta web www.colexret.com, base indiscutible para la edición de mi primer libro. Como tampoco han visto de buena forma los mas de 400 derechos de petición elevados a diferentes entidades estatales en búsqueda de información para nuestras publicaciones.  Y mucho menos ha visto con buenos ojos las más de 150 Acciones de tutela instauradas contra esas entidades por vulneración principalmente a mi derecho de petición.

    Siempre he sido extremadamente cuidadoso con las publicaciones que realizo a nivel personal mediante este editorial, lo mismo que como director de «COLEXRET», corroborando y analizando muy minuciosamente la información antes de publicarla, tal y como se hizo en el primer tomo «Gestión Migratoria Inexistente» de la colección de libros «Colombianos Invisibles»; y de la misma forma estudio detalladamente cada uno de mis conceptos u opiniones en esas publicaciones, puesto que soy consciente de la gran responsabilidad que tenemos frente a quienes nos leen en www.colexret.com, nos creen y nos siguen a través de las principales redes sociales del mundo.

    Uno de los espacios más propicios para dar a conocer una obra escrita, es sin lugar a dudas una «Feria del libro», máxime cuando se trata de una Feria Internacional como la que se va a llevar a cabo en la capital española entre el 10 y el 26 de septiembre del presente 2021, y en donde Colombia aparece como país invitado especial, y que por ello acepté la invitación que me hiciera 01 de Julio del año en curso el Consulado General Central de Colombia en Madrid – España, de la siguiente manera:

    «Reciba un cordial saludo del Consulado General Central de Colombia en Madrid. Atentamente, enviamos la convocatoria por parte de la Embajada de Colombia en España, dirigida a aquellos connacionales que estén interesados en participar en la Feria del Libro de Madrid. Toda la información se encuentra en el documento PDF adjunto, donde se establecen las bases de la convocatoria, así como el formulario que deben enviar las personas que deseen postular sus propuestas. (Ver aquí el documento PDF que se menciona en la invitación).

    Adquisiciones en AMAZON haciendo clic aquí

    El 03 de julio respondí a la invitación rellenando el formulario suministrado junto con los demás datos y/o requisitos exigidos, pero como al parecer no llenaron las espectativas de los organizadores (Embajada Colombiana en España, Consulado General Central Colombiano en Madrid , España, y la Dirección de Asuntos Culturales del Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia), el 13 del mismo mes recibo otro correo electrónico donde me exigen nuevamente lo mismo que la primera vez, tal y como lo pueden evidenciar haciendo clic aquí.

    Sabía que «Denunciada por participación en política «renunció» Cónsul colombiana?»

    El mismo día respondí lo solicitado (Ver aquí), incluyendo mi propuesta dentro del literal b) planteado en las exigencias, «200 años construyendo país: la Feria hace parte de la celebración como Ministerio de Relaciones Exteriores del Bicentenario.», por cuanto consideré que mi libro «Gestión Migratoria Inexistente» hace alusión directa a un tema que esa Cartera Ministerial tiene dentro de sus funciones desde su misma creación, y por ende hace parte de sus 200 años de existencia.

    Una vez el Estado colombiano en cabeza de la «Embajada Colombiana en España», el «Consulado General Central Colombiano en Madrid , España», y la «Dirección de Asuntos Culturales del Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia», analizó supuestamente la propuesta para presentar mi libro en la «80ª Fería Internacional del Libro en Madrid – España», me respondió que:

    «De la manera más atenta, le comunicamos que para esta oportunidad no fue posible llegar a un acuerdo de espacio disponible dentro de la 80ª Feria del Libro de Madrid, para llevar a cabo una o algunas de las propuestas participantes. Por lo tanto, no será posible la realización de la iniciativa como se esperaba»(Ver aquí la respuesta completa).

    No hacen para nada referencia a si mi propuesta encajaba o no dentro de las exigencias de ellos, sino que se limitan a dar como excusa «la falta de espacio disponible dentro de la 80ª Feria del Libro de Madrid», algo totalmente ridículo cuando bien sabemos que en esa Feria existen espacios amplios, cómodos y suficientes para cualquier número de participantes. Además anuncian la imposibilidad «…para llevar a cabo una o algunas de las propuestas participantes», no aclarando si esa «una» es la mia, o las «algunas» son muchas otras, o todas las que presentaron las respectivas propuestas.

    En uno de los apartes de la respuesta culpan al COVID – 19, expresando que «Agradecemos su comprensión, dado que la situación actual hace que sea aún más complicada la disponibilidad de espacios en este tipo de eventos.»

    No voy a entrar a analizar al detalle el porqué de la negativa, puesto que «blanco es, gallina lo pone y frito se come», y quienes han leído «Gestión Migratoria Inexistente», o quienes lo lean, podrán evidenciar que la única razón que el Estado colombiano tendría para este veto o exclusión, es que no queda para nada bien parado ante la Comunidad Internacional con lo que investigamos y denunciamos en mi libro, y por ello de alguna manera, y con cualquier excusa tenía que impedir que hiciera su presentación en tan especial evento.

    Se vea por donde se vea, y se quieran presentar las excusas que sean, el no permitir que mi libro «Gestión Migratoria Inexistente» de la colección «Colombianos Invisibles» sea presentado en la «80ª Feria Internacional del Libro en Madrid – España», dentro del Plan o Programa creado por el Estado colombiano como país invitado especial, es una auténtica sensura o veto a una Obra literaria crítica con las actuaciones de nuestro Gobierno Nacional dentro de su «Política Pública Migratoria».  De igual forma se podría deducir si lo que hacen es excluirme de participar en la misma.

    Le puede interesar: «Financiación de vivienda para colombianos en el exterior: Realidad, desilusión o engaño?» 

    En cuanto a veto o sensura de libros, traemos a recordación a Alicia en el País de las Maravillas, prohibida en China porque se le atribuian características humanas a los animales; Los versos satánicos de Salman Rushdie y Lolita de Vladimir Nabokov fueron vetados por muchos países por incurrir supuestamente en actos paganos, sexo, violencia y demás ofensas sociales. Calígula también censuró La Odisea de Homero por expresar ideas de libertad, y La Iglesia Católica creó en 1559 el Index librorum prohibitorum et expurgatorum, lista que contenía todos los títulos de obras consideradas perniciosas para la fe entre ellas las de autores como Descartes, Copérnico, La Fontaine, Montesquieu, Spinoza, Kant, Jean Paul Sartre, Víctor Hugo o Balzac.»

    Un «Censor literiario» es aquel que después de examinar una obra, opta por vetar o sensurarla toda o apartes de su texto por considerarla inapropiada», algo asi como los comisarios políticos de otras épocas, pero que en realidad son censores ideológicos encubiertos.  De estos hay por millares en la cadena editorial , como lectores literarios, correctores, supervisores editoriales, editores, agentes literarios, ejecutivos, directivos, publicistas, relaciones públicas, etc., pero en el caso que nos ocupa, no hubo ni siquiera eso.  No hubo un Censor que analizara mi libro, sino que por autonomía propia lo hizo el Estado colombiano.

    Cuando recibí la negativa para la presentación de mi libro en el programa creado por el Estado colombiano dentro de la «80ª Feria del Libro en Madrid – España», recordé lo que vivió Svetlana Alexievich, escritoria ucraniana y ganadora del Premio Nobel de literatura en el 2015, cuando antes de ser publicado su libro «La guerra no tiene rostro de mujer», quien hizo las veces de «Censor» le dijo «Usted es escritora. Invéntese algo. Algo bonito. Sin parásitos ni suciedad, sin vómitos… Sin olor a vodka y a sangre… Algo no tan terrible como la vida”

    Dijo nuestra Corte Consitucional en Sentencia T-391-07, que «El artículo 20 de la Carta Política consagra simultáneamente varios derechos y libertades fundamentales distintos, y en virtud de lo dispuesto en los artículos 93 y 94 de la Carta Política, se ha de interpretar a la luz de los tratados e instrumentos internacionales de derechos humanos que obligan a Colombia y que contienen disposiciones sobre el particular. A la luz de tales instrumentos internacionales, se tiene que el artículo 20 de la Constitución contiene un total de once elementos normativos diferenciables: (a) La libertad de expresar y difundir el propio pensamiento, opiniones, informaciones e ideas, sin limitación de fronteras y a través de cualquier medio de expresión –sea oral, escrito, impreso, artístico, simbólico, electrónico u otro de elección de quien se expresa-, y el derecho a no ser molestado por ellas. Esta libertad fundamental constituye la libertad de expresión stricto senso, y tiene una doble dimensión – la de quien se expresa, y la de los receptores del mensaje que se está expresando. (b) La libertad de buscar o investigar información sobre hechos, ideas y opiniones de toda índole, que junto con la libertad de informar y la de recibir información, configura la llamada libertad de información. (c) La libertad de informar, que cobija tanto información sobre hechos como información sobre ideas y opiniones de todo tipo, a través de cualquier medio de expresión; junto con la libertad de buscar información y la libertad de recibirla, configura la llamada libertad de información. (d) La libertad y el derecho a recibir información veraz e imparcial sobre hechos, así como sobre ideas y opiniones de toda índole, por cualquier medio de expresión. Junto con los anteriores elementos, configura la libertad de información. (e) La libertad de fundar medios masivos de comunicación. (f) La libertad de prensa, o libertad de funcionamiento dichos medios masivos de comunicación, con la consiguiente responsabilidad social. (g) El derecho a la rectificación en condiciones de equidad. (h) La prohibición de la censura, cualificada y precisada por la Convención Americana sobre Derechos Humanos, (i) La prohibición de la propaganda de la guerra y la apología del odio, la violencia y el delito, cualificada y precisada por la Convención Americana sobre Derechos Humanos y la Convención internacional sobre la eliminación de todas las formas de discriminación racial, (j) La prohibición de la pornografía infantil, y (k) La prohibición de la instigación pública y directa al genocidio.»

    Para muchos otros escritores colombianos que también fueron excluidos y/o vetados en esta Feria del libro, las razones que aquí plantéo para la exclusión de mi libro bien podrían ser las de ellos, y aunque existen otras versiones al respecto, ninguna de ellas deja en buena posición al Gobierno nacional, pues se mire desde donde se mire es algo realmente inadmisible.

    Sabe Ud. «Qué pasa con la inscripción de Cédulas de los colombianos en el exterior?»

    NOTA ESPECIAL (Agosto 17 de 2021): En el día de hoy recibimos llamada de una alta fuente oficial quien nos informa que lo que he llamado «Veto o Censura» sobre mi libro en este artículo, se hizo extensivo para todos los ciudadanos residentes en España que igualmente presentaron sus respectivas propuestas para participar en la «80ª Feria del Libro en Madrid – España» con su obras literarias.  A ninguno de ellos se les permitirá su participación por las paupérrimas razones expuestas desde la Cancillería colombiana, y la Embajada en la capital española, por lo que el problema se agranda aún más, toda vez que ya no solo se le ha impedido la participación a uno, sino a todos.

    Desde esta Casa seguiremos investigando esta situación, pues sino se trató exactamente de un veto o sensura, si estaría, junto con muchos otros colombianos siendo excluidos de programas y/o planes del Estado colombiano relacionados con actividades en el exterior donde por simple lógica deberían crearse espacios suficientes para quienes residimos fuera. Esa exclusión vendría siendo prácticamente igual a un un veto o sensura.

    En los siguientes link más denúncias, y la polémica desatada a nivel nacional e internacional por esta situación que confirma mi teoría sobre el veto a mi libro y los de otros por razones políticas y/o de crítica:

    https://elpais.com/cultura/2021-09-07/la-neutralidad-del-gobierno-colombiano-desata-una-polemica-en-la-feria-del-libro-de-madrid.html?prm=enviar_email

    https://www.publico.es/culturas/colombia-dinamita-feria-del-libro.html/amp

    https://www.eltiempo.com/cultura/musica-y-libros/feria-del-libro-de-madrid-2021-escritores-colombianos-invitados-615899

    https://www.eltiempo.com/politica/gobierno/gobierno-responde-a-polemica-por-invitacion-de-escritores-a-feria-del-libro-616003


    Ricardo Marín Rodríguez

    Autor «Colombianos Invisibles» – «Gestión Migratoria Inexistente»
    Fundador/Director «COLEXRET»
    [email protected]
    www.colexret.com

    - PUBLICIDAD -

    Dejar un comentario